Andrea, chica adolescente y superviviente nos cuenta …..

Imagínate que eres un adolescente (si lo eres piensa en ti), de repente un día no tienes la misma energía que tenías, te cansas muy fácilmente, tienes cambios de humor repentinos o muy grandes y te duele el cuerpo entero, vas al médico y no tienes nada (físicamente) pero por si acaso te van a hacer analíticas y algunas pruebecillas, pero solo para descartar. Después de dos o tres días perdiendo el tiempo (pudiendo estar estudiando, de fiesta, con tus amigos/as o novio/a, vas a por los resultados de las pruebas y sin saber por qué te van a hacer más aun, porque sospechan de algo (no te dicen de qué, porque eres un adolescente pero no eres mayor de edad y tus padres solo quieren protegerte) así que, para esas pruebas te tienen que ingresar, ¿lo ves raro que te ingresen solo para eso?, bien pues tu solo vas a ver a tus padres salir de la habitación para hablar con los médicos y volver con los ojos hinchados y sin saber que decir…, entran los “médicos” (lo pongo entre comillas porque son Oncologas pero tu no lo sabes por ahora) y te dicen, que vas ha estar mucho tiempo en el hospital, no vas a poder salir con tus amigos… es más no vas a poder salir ni de casa y bueno te van a poner un “tratamiento” (lo pongo entre paréntesis porque para mi eso era veneno que te salvaba o te mataba tu cuerpo decidía, si tomarlo como aliado o como enemigo) y que bueno con este tratamiento que mata las células “malas” se te va a caer el pelo (yo era niña y para poneros en situación nunca me había cortado el pelo corto corto, casi siempre lo tenia a la cintura). Lo que no te dicen es que vas ha estar encerrado/a en cuatro paredes sin poder salir, que siendo adolescente no vas a poder ser autónomo en tu vida diaria (hospital), que vas a tener que depender totalmente de tus padres y no vas a poder decidir porque legalmente eres menor de edad (ADOLESCENTE que es cuando mas quieres salir y que tu padres no te vigilen), tampoco vas a poder seguir con tus planes de vida (estudios, trabajos, viajes, excursiones…) no vas a ver a tus amigos y no solo eso, sino que también te vas a dar cuenta de quienes son tus verdaderos amigos, y quizá te sorprendas de dos modos, o bien están todos a tu alrededor (y después de haber visto pasar a tanta gente a mi lado desgraciadamente solo habré visto de uno u dos casos y no eran muchos) o bien te encuentras con uno o solo, aunque llegados ha este punto realmente aprendes a estar y saber la gente que realmente te quiere.
Sé que remarco mucho la palabra adolescente, y vosotros diréis y los niños pequeños ¿que?, y los adultos ¿qué? Obviamente los apoyo completamente a todos por igual, pero un adolescente está empezando a vivir su propia vida a tomar sus decisiones, estudiar o trabajar, tener su primer “amor”, salir de fiesta, ir solo/a por la calle… con todo esto quiero decir que hay una asociación que piensa en los adolescentes, y quieren que estos adolescentes se sientan lo más cómodos en la planta de oncologia (infantil o de adultos esa pelea sigue en pie y seguimos luchando) y quiero que por favor le hecheis un vistazo:

P.D. MUCHÍSIMAS GRACIAS!! (He puesto mucho, pero si lo habéis leído y sentido he conseguido lo que me proponía, y todo lo he escrito para que sepáis lo que siente un adolescente), no lo hago para que me digáis lo fuerte que he sido, ni que me deis la enhorabuena, simplemente quiero que os empaticeis y sepáis un poco lo que es.
UN BESO ENORME A TODOS?

GRACIAS ANDREA . ENTRE TODOS VAMOS A CONSEGUIR QUE LOS ADOLESCENTES TENGAN SU UNIDAD !!!!

webmaster

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *